8.1.07

Los árboles y las luces de Navidad de Madrid


Menos mal que la Navidad ha acabado y dejaremos de ver esos árboles de Navidad y esas horribles luces de colorines que nuestro alcalde encargó a Agatha Ruiz de la Prada, Devota & Lomba, Ben Busche, Isabel Barbas y Sergio Sebastián. Por cierto que buscando precisamente estos nombres me he encontrado con este artículo (http://www.20minutos.es/noticia/187953/0/luces/navidad/preferidas/) del 20minutos en el que afirma que el barómetro municipal de consumo ha detectado que “Casi el cien por cien de los ciudadanos (97,1%) elige las luces y adornos como lo más apreciado en estas fechas”. Casi me desmayo. Si es que son horrorosas. Por supuesto no las he visto todas pero de las que he visto no me ha gustado ninguna. Las de Ágatha Ruiz de la Prada en la calle José Ortega y Gasset (la milla de oro de Madrid) son horrendas, demasiado coloristas, demasiadas luces, demasiados corazones y demasiado Ágatha. Las de la calle Bravo Murillo, que no sé de quién son, son aterradoras, unas especies de cuadros de colores igualmente demasiado llenas de millones de colores y haciendo formas nada bonitas ni estéticas. Los muellecitos de luz blanca de una parte del paseo de la Castellana son absolutamente deleznables, sólo falta una caja debajo de cada muellecito y una carita sonriente encima. Los árboles de la Castellana (uno en la bifurcación de Ríos Rosas y el otro en Plaza de Castilla) son para taparse los ojos cuando pasas, aunque vayas conduciendo. Es otro ejemplo multicolorista de la ida de olla del que decidió aprobar todos los proyectos sin pensar en si eran bonitos o no. Porque digo yo que el alcalde decidió dar vía libre a los “artistas” arriba mencionados (por aquello de la libertad de expresión). ¿Pero el alcalde no pensó que siendo el ayuntamiento el cliente del “artista” quizás tenía derecho a opinar algo? Porque si yo le encargo un vestido a un diseñador y me hace un boceto de uno que no me gusta le digo que me haga otro y no me callo y ya está porque él sea el artista y yo no. Porque lo que está claro es que nadie tiene el monopolio del buen gusto y por tanto todo es discutible. Como dice Mrs. de Winter (http://www.megustalamoda.blogspot.com) tanto, “para gustos colores”. Claro que si los madrileños están tan contentos, será que yo soy de otro mundo y tengo un gusto raro y por una vez Alberto Ruiz Gallardón está de acuerdo con casi el cien por cien de los habitantes de la capital. Pero en realidad lo que creo es que el barómetro ese es pura mentira y que los resultados se los inventa Gallardón para quedar bien.

Por cierto, que también he encontrado este otro artículo del 20minutos (
http://www.20minutos.es/noticia/176496/0/luces/navidad/madrid/) en el que dice que los creadores no han cobrado nada por el diseño ya que lo que querían era dejar su impronta en la ciudad. Así que me tengo que comer mis palabras (http://http://lasilladecebra.blogspot.com/2006/12/invitacin.html) y reconocer mi error. Pero este hecho no me hace dejar de pensar que nuestros impuestos estarían mejor invertidos si se dedicaran a paliar la burbuja inmobiliaria y no poner tanta lucecita inútil.

Y para terminar, no dejen de meterse en
http://www.agatharuizdelaprada.com porque la foto de entrada no tiene desperdicio.

4 comments:

patri said...

la foto de Agatha,que espanto!!! Un abrazo.

patri said...

la foto de Agatha,que espanto!!! Un abrazo.

myriam said...

a mi las de agatha me parecn un espanto, solo me gustan las de luces blnacas, las del madrid de los austrias y las de goya de debota ay lomba me encantaron!!!

Moi said...

Yo la he vuelto a mirar un par de veces hoy de lo impresionada que me ha dejado.

Al Madrid de los Austrias no fui. No soy tan kitina como tú, Myriam. Y en las de Goya no me fijé. ¡Qué penaaa! Las que me parecieron monas fueron las de la Puerta de Alcalá.

Besos